Español || English
Logo Artes Escenicas Inicio
Buscador
OBRAS

La comuna: revolución o futuro

Creación:

» La Comedia Humana

Ubicación: México

Ficha Técnica:

Idea y creación: La Comedia Humana

Página web



Año estreno: 2014







Comentario

La comuna: revolución o futuro

“¿Es el artista capaz de incidir en la solución de problemas políticos? La comuna no sólo los identificó y los atrajo, sino que los confrontó con aquellos que los padecen en un ejercicio que tomó el espacio público y los transformó en un teatro-museo-archivo efímero” . (Revista de arte contemporáneo La Tempestad al nombrar a La comuna como la obra escénica destacada de 2014).

La comuna: revolución o futuro es un proyecto artístico de intervención y reapropiación en comunidades específicas que parte de dos interrogantes: ¿cuál puede ser en el espacio público la potencia del arte? y ¿cómo puede un dispositivo artístico propiciar las prácticas estéticas de una comunidad para conformar imaginarios futuros? Se intenta ofercer una oportunidad desde el ámbito artístico para que una comunidad problematice y reconstruya sus lazos identitarios a través de talleres y actividades centradas en la idea de memoria y futuro. La comuna recaba testimonios y realiza acciones colectivas en el espacio público que inician una puesta en común de la palabra y la imagen de la comunidad . La comuna ha trabajado tanto en la Ciudad de México como en los estados de Hidalgo, Jalisco y Tamaulipas.

Capítulo I: Implicaciones escénicas

Campamento Dos de octubre, Iztacalco, México DF.

De noviembre de 2013 a mayo de 2014, La comedia humana trabajó con los habitantes de una colonia famosa en la Ciudad de México por su pasado de lucha por la tierra y que en la actualidad es conocida por su alta peligrosidad. Allí, se llevaron a cabo los talleres Memoria y Territorio con las mujeres fundadoras de la colonia y Periodismo escénico con un grupo de jóvenes. De marzo a mayo, se realizaron tres eventos, donde se mostraron textos e imágenes de rescate de memoria, de problematización del presente y de imaginarios futuros a partir de la información y la colaboración de los habitantes.

Capítulo II: Memoria y Territorio

Naxthey, Valle del Mezquital, Hidalgo.

El fin de semana del 12 y 13 de abril de 2013, La comuna comenzó su colaboración con la organización Isla Urbana, dedicada a dotar de sistemas de captación de agua a comunidades que la requieran. En un pequeño poblado del valle del Mezquital, Hidalgo, de cultura ñahñú, llamado Naxthéy, se llevó a cabo el taller Memoria y Territorio, donde se estableció un diálogo entre adultos y niños de la comunidad acerca de las características del presente, la utopía esperada y las acciones reales posibles.

Capítulo III: Un paraíso posible

Quiltepec, Tlalpan, México DF.

De junio a diciembre de 2014, también en conjunto con Isla Urbana, La comuna llevó a cabo el taller de Memoria y Territorio en un pequeño barrio, mitad rural y mitad urbano, en el sur de la Ciudad de México. Quiltepec es un ejemplo de autoorganización para el bien común. De los relatos y de la convivencia con los habitantes, surgió “Quiltepec: un paraíso posible” una exposición-convivio en la que Quiltepec se autorrepresentaba por medio de fotografías y dibujos y, en días elegidos, convivía con los visitantes de la exposición.

Capítulo IV: Retroexcavaciones en el antiguo Hospital Civil

Tampico, Tamaulipas.

En noviembre de 2014, dentro del Festival de Teatro para el Fin del Mundo, La comuna trabajó en el abandonado Hospital Civil de la Ciudad, allí, con el último director del Hospital, Gabino Ramos, se rescataron archivos con la historia del hospital y se hizo un taller de Memoria y territorio con jóvenes del departamento de limpieza que viven en el recinto. Asimismo, se rehabilitó para ellos un área común donde puedan tener luz eléctrica y convivir en las noches luego de la jornada de trabajo.

Capítulo V: Rentas congeladas

Museo de la Ciudad de México, DF.

El proyecto consistió en la realización de una instalación escénica en el segundo patio del Museo de la Ciudad de México. Dicho recinto fue, durante la década de los años cuarenta, una vecindad que dio acogida a numerosas familias provenientes de diversas zonas del país. De tal manera, la instalación fue una reconstrucción de dicha vecindad y de las vecindades aledañas que todavía siguen funcionando. La reconstrucción fue tanto material como afectiva: se dio cuenta de la forma arquitectónica de los espacios; asimismo, se expuso el archivo que vincula la historia de la industrialización del país, con las formas de vivienda y subsistencia de la población; finalmente, la reconstrucción afectiva corrió a cargo del testimonio de habitantes anteriores y contemporáneos de las vecindades.

Capítulo VI: La Ferro

Colonia El Ferrocarril, Guadalajara, Jalisco.

Invitada por el Encuentro Internacional de Escena Contemporánea, La comuna realizó su trabajo durante el mes de junio en la colonia El Ferrocarril de la ciudad de Guadalajara. Se realizaron diversas acciones bajo el pretexto de conmemorar el 95 aniversario de la colonia: una procesión con objetos significativos para los vecinos; una exposición con la memoria y el presente de la colonia; un conversatorio; un torneo de frontón; un almuerzo, y la elaboración de un mural colectivo.

Capítulo VII: Réplica(s) 68

Escuelas de la Ciudad de México, CCU Tlatelolco y Plaza de las Tres Culturas.

Fue un trabajo artístico-académico en cuatro tiempos: 1. Las brigadas Clínicas de la Revolución. 2. Un Seminario/Taller, llamado “Revolución o futuro. Juventudes, movimientos y estéticas de la emergencia”. 3. Una réplica o recreación del mitin del día dos de octubre en la propia Plaza de las Tres culturas. 4. Una exposición del trabajo surgido del Seminario/Taller. Este proyecto fue apoyado por Teatro UNAM, CCU Tlatelolco y el Memorial del 68 y ocurrió de agosto de 2015 a abril de 2016.

Capítulo VIII: Lo chido.

Museo Universitario del Chopo y barrio de Santa María la Ribera.

De abril a junio de 2016, se incentiva un juego de correspondencias entre las familias y agrupaciones del barrio: cada historia contada, cada memoria recogida, cada anhelo expuesto, cada ejercicio de imaginación, tendrá como destinatarias a otras familias, de manera que se pueda detonar una serie de correspondencias entre casas. Asimismo, en vulcanizadoras, restaurantes, tortillerías, peluquerías y otros locales, se recogerá la historia del lugar y uno o varios objetos distintivos, de manera que historias y objetos ocupen un espacio en el museo.

» Vídeo

En prensa:

» La comuna, por Christian Mendoza

» La comuna: no olvidar y vincular, por Luz Emilia Aguilar

» Comunidad, memoria y futuro, por Mayté Valencia

» Escena sin vestiduras, por Verónica López García

» Desbordan formatos convencionales del teatro para mejorar el tejido social, por Carlos Paul



Textos
» Entrevista a La Comedia Humana

























Aviso Legal: © de los textos y las imágenes: sus autores Diseño CIDI; Desarrollo web GyaStudio