Español || English
Logo Artes Escenicas Inicio
Buscador
TEXTOS

¿Un acontecimiento imposible / una comunidad imposible?

Autor: Martínez García, Miguel Ángel

Año de publicación: 2013

Fecha de incorporación a la web: 14/04/2014

Referencia bibliográfica:

CORNAGO, Óscar (Coord.), Manual de emergencia para prácticas escénicas. Comunidad y economías de la precariedad, Madrid, Continta me tienes, 2014, pp. 64-79

Contexto relacionado:

» ¿A qué estamos jugando?



Texto:

Estoy leyendo Matar a Platón, de Chantal Maillard (2007). Esa es una foto del primer poema (p.13). Como veis, me he encontrado ante un accidente de tráfico.

Abajo, después del poema, comienza un texto en prosa.

En la medida en que avanzo en la lectura, me doy cuenta de que este texto que hay abajo plantea un diálogo con el proceso de creación y el aparato conceptual que se va haciendo cada vez más transparente (creo) en los poemas. Este texto en prosa se refiere a un libro en el que una mujer será aplastada por un sonido (p. 21), como ese hombre es aplastado en el accidente de tráfico de los poemas. Según el autor, este libro pretende describir un «acontecimiento», que «al contrario que una idea —dice—, nunca puede ser definido» (pp. 29-32). Precisamente por eso el libro será un libro de poemas; estos serán las variaciones de esa imagen-acontecimiento: una mujer aplastada.

En los poemas situados en el centro de la página, distintas voces, desde múltiples perspectivas, desde distintos ángulos, se enfrentan y nos ofrecen también una serie de variaciones de este accidente de tráfico. ¿Pero son variaciones de un «acontecimiento»? ¿Qué implicaría un «sí» o un «no»?

Voy a ir poco a poco.

Por un lado, en muchos poemas, la voz o las voces que hablan prestan atención a la supresión o a la ausencia de límites que genera el accidente y a cómo este se compone en «conjunciones»: camión y cuerpo, o metal y tejido (como ocurre en el primer poema), mano (niña) y mano (hombre) (p. 21), orina y sangre (p. 21), cuerpo (camionero) y cuerpo (hombre) (p. 31), charco y animal (p. 37), animal (perro) y animal (hombre) (p. 37), hombre y cielo (p. 17) y, finalmente (atención), hombre aplastado, voz que habla (escribe), página y lector (p. 39). Leo en voz alta:

Diría que todos los fragmentos apuntan al último, a esa última confusión en la que estamos ya todos, yo y vosotros también como lectores, en la que se borran los límites entre lo que ha sucedido en la página y lo que estamos viendo o siendo. Quizás apunte a eso la primera definición de «acontecimiento» que se daba en el texto en prosa de abajo, cuando se decía que «al contrario que una idea, nunca puede ser definido». La idea es una construcción mental que implica una distancia con el objeto o la situación concreta a la que se refiere: es decir, no sucedemos en ella. Sin embargo, el acontecimiento, lo que nos sucede (como vemos en estos fragmentos en los que se apunta la ausencia de esa distancia), más que a una definición, parece que nos obliga a que hagamos algo con él. ¿Pero qué?

Continuar leyendo en pdf



Archivos adjuntos: miguelangel.mnez-manual-emergencias.pdf |




Aviso Legal: © de los textos y las imágenes: sus autores Diseño CIDI; Desarrollo web GyaStudio